Andrés Rupérez

Venus podría haber sido habitable hoy, si no fuera por Júpiter. Un nuevo estudio concluye que la trayectoria del gigante gaseoso alteró la órbita de Venus, que es la más circular del sistema solar, haciéndole perder la capacidad del albergar vida. Hoy Venus es un planeta infernal poco amigable para los seres vivientes, pero podría haber sido más amable para la vida en el pasado, según la nueva investigación

Venus_0

Un nuevo estudio concluye que la trayectoria del gigante gaseoso alteró la órbita de Venus, que es la más circular del sistema solar, haciéndole perder la capacidad del albergar vida. Hoy Venus es un planeta infernal poco amigable para los seres vivientes, pero podría haber sido más amable para la vida en el pasado, según la nueva investigación.