Kaizeniii_thumb
land

Manuel Guerrero

Ante la posible desaparición de las abejas por culpa del abuso de parte de la agroindustria de productos tóxicos, herbicidas y plantas transgénicas, Morgan Freeman transforma su rancho en un santuario para abejas

Freemannn

El carismático actor, hace años que posee un rancho en Mississippi de unas 50 hectáreas desde el año pasado preocupado por el colapso de las colmenas, se convirtió en apicultor. Comenzó de a poco y actualmente ya cuenta con 28 colmenas, a su vez se ha puesto a sembrar plantas que agradan y alimentan a las abejas, es así que ha llenado su rancho de magnolias, tréboles y lavandas.